DE PELÍCULA

https://lidiacastronavas.wordpress.com/2021/03/01/escribir-jugando-marzo-3/

Su aspecto parecía copiado de aquellas películas futuristas.

Había estado posado sobre aquel alambre de espino que cercaba mi parcela, lo observé agazapado y sorprendido…

Al segundo, lanzó un graznido parecido al de un cuervo, trasformando su apariencia de ave para adoptar una figura corpórea en la que no se distinguía hombre o mujer.

Su pelo y sus vestiduras bailaban al caminar y se dirigía a mí…

Yo un simple granjero, de los pocos que quedaron después de la guerra biológica, iba a recibir un mensaje…

De aquella forma aún en prueba, y que dejaba atrás al ya anticuado teléfono.

Adelina GN

EN MISA Y REPICANDO

Reto  https://lidiacastronavas.wordpress.com/2019/03/01/escribir-jugando-marzo/

Los años habían pasado, la escena, un calco de lo que su madre le contó.
Trabajarás en lo que te propongas, pero no deberás protestar.
Aunque tu boca se muestre como cosida, negociarás.
Deberás ser buena en lo que hagas, siempre de un modo u otro ha sido así.
Aquel día se entraba en el equinoccio de primavera, María miró al sol y supo enseguida que hora era. Recogió sus herramientas del campo y las guardó.
Dos horas después y coincidiendo con un acto benéfico daba un magistral concierto de lira.
Siempre había sido así, era una mujer polifacética.

Adelina GN

retomarzo