CUENTOS DE AMOR I

Sorprendente oratoria, dijeron, a quien habló de nuestro amor.

Nuestras vidas se morían, endebles ilusiones que partían un futuro cercano de un pasado que dejamos atrás.

Nuestros besos olían a libertad, nosotros mismos sudábamos los sueños que intentábamos recordar.

Serenata de corazones siguen escuchándose cuando te acercas uniéndose así nuestro deseo de amar.

Nosotros en la austeridad de nuestro destino superamos las lacras que se vertieron sobre una historia que vivió dulce y hermosa.

Esperando esa eternidad que quedará escrita en los cuentos del amor.

Adelina Gimeno Navarro

Ver la entrada original

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s