Para ti, siempre…

PERCEPCIÓN

Eres tú la rosa espinada que araña mi corazón, vuélvete de suave terciopelo de estío veloz.

Volvámonos infinito, del estrellado universo, de un boreal amanecer.

Candilejas para enamorados, brillan en la oscuridad, en el callejón del amor, donde tú ames, albercas emanan pasión.

Deja que la mañana nos sorprenda, que el frío curta mi piel y que abrazados sintamos que nos ama la noche con su desnudez.

Cubre mi cuerpo guerrero del dolor, tú que me sanas, amándome, cúrame, sáname, de las heridas, de la excitación.

Adelina Gimeno Navarro

Ver la entrada original

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s