¡NECESITO HABLARTE!

Decirte que todo está bien, que hace mucho que no te escribo, pero es que me dicen que deje de hacerlo, pero no quiero, te echo mucho de menos y es algo que me fortalece. No te enfades si no te pido que me ayudes, me han dicho también que he de dejar que partas, que siempre estarás conmigo, eso lo sé, pero que no te hace bien que te retenga pidiendote que me ayudes, pero tampoco dejes de hacerlo. Para nada y sería incapaz de hacer algo que te lastimase espiritualmente, por eso mismo rezo, no dejó pasar un momento que mi recuerdo no sea para ti, que lastima de tiempo que perdí de no estar a tu lado y contarte como ahora mis inquietudes, seguro que no hubiésemos estado de acuerdo, pero no importa el tiempo ese hubiera sido nuestro y ahora estarían también en mis recuerdos a pesar de que tú no estás físicamente. Ese es uno de los motivos en que el día de hoy que estoy triste, quiero compartir contigo mi vida, mi hogar, el sol, la esperanza… ya que pese a todas las adversidades de la vida, todo con el tiempo vuelve a florecer…
No te olvido hermano, te quiero… quiereme 😦

Deli

0d3d3ec5-cf11-491d-a8ea-07d0e78a6053

PIENSO… LUEGO ESCRIBO

Llegamos al final de una jornada, y queremos dejar descansar la mente, ¿pero, podemos? Solamente si escribo en ese particular cuaderno de notas que es mi conciencia, llegue a descansar. Ese libro que escribimos en el a diario nuestras experiencias, nuestras vivencias y ese acúmulo y derroche de ilusiones que intentamos cumplir. Día a día pasamos hoja, sin tener la certeza que llegaremos a escribir que aquello que nos sucedió, es sin duda lo que queríamos que se cumpliera. En fin dejemos que amanezca y si tenemos la suerte de sonreír al nuevo día, será ya un gran logro que sin proponernos habremos llegado a cumplir, pongamos entonces empeño para poder llegar a realizar las ilusiones que puedan estar en nuestras manos hacerlas realidad.
©Adelina GN

bocadillos1